El Día del Padre en el universo Pazo Baión

Celebra el Día del Padre en Pazo Baión

La mejor forma de celebrar el Día del Padre es degustando los mejores albariños de pago y dejándose atrapar por el universo Pazo Baión, que más que un espacio es un sueño

A un padre o a una madre se le quiere todos los días del año. Pero que exista un Día del Padre nos permite dedicarles una jornada especial, en la que hacerles sentir lo importantes y queridos que son.

Cuando somos pequeños, nuestras familias componen todo nuestro universo. Según vamos creciendo, empezamos a entender que el universo es infinito. Inalcanzable de comprender en toda su complejidad.

En términos netamente mundanos, nuestras vidas son, en cierta forma, una suma de universos conectados. La familia, los amigos, el trabajo… Nos movemos en diferentes esferas, cada una habitada por personas distintas y regida por sus propias normas y códigos comunicativos.

De hecho, en estos grupos humanos hasta se pueden establecer juegos metafóricos con quién ejerce de estrella, quién de planeta y quién de satélite.

Un universo muy especial sin tener que salir al espacio exterior

En el caso de Pazo Baión, la noción de universo se vuelve especialmente tangible. Bañada por el sol que madura las uvas.
La antigua Casa de Fontán y su finca tienen más de cinco siglos de historia a sus espaldas. Piedras, vides y la orografía del lugar contribuyen a la construcción de un universo vitivinícola sin igual.

Precisamente, en lo que respecta a la noción de universo, el gran astrónomo y divulgador científico, Carl Sagan, dijo que «la vida es sólo un vistazo momentáneo de las maravillas de este asombroso universo».

La mejor forma de combatir esa fugacidad es aprovechar cada minuto de nuestra vida en disfrutar de todas las cosas buenas que nos ofrece. Dejarnos embelesar por la belleza del universo.

Y hay pocas compañías mejores que la de un padre. Al fin y al cabo, nuestros padres y madres son los primeros que nos comienzan a descubrir el mundo. Y los que nos guían a través de sus insondables misterios.

Por ello, para celebrar el Día del Padre, desde Pazo Baión te proponemos un regalo doble que combina un obsequio tangible (o, más bien, bebible) y una experiencia para compartir.

Una botella de Vides de Fontán y un plan de enoturismo Microuniverso Pazo Baión.

El mejor albariño para el mejor padre

A más de alguno le habrá pasado que le regala a su padre una camisa o un jersey y jamás se lo ve puesto. Con el tiempo acaba descubriendo que tan pronto se lo dieron, lo fue a guardar al armario y, tras años, la pieza de ropa sigue sin estrenarse.

Si optas por preguntarle, directamente, qué quiere, te responderá eso tan manido de «ya tengo de todo, no necesito nada». Con lo cual, seguirás en las mismas.

En cambio, una botella de vino es un regalo que no almacenará en alguna esquina de su casa. Sino que la abrirá y degustará con ganas.

Por ello, Vides de Fontán, un vino al que sus 3 años de crianza lo dotan de una gran personalidad, es un regalo ideal para el Día del Padre. Esta obra de orfebrería viene de recibir la Medalla Gran Oro de la Guía de Vinos de Galicia. Un reconocimiento a su compleja elaboración.

La elección perfecta para maridar, por ejemplo, la comida del Día del Padre. Puesto que sus notas especiadas casan excelentemente con las mejores carnes.

Además, el poso de la madurez, hace que Vides de Fontán nos pueda recordar a la sabiduría acumulada por un padre. Los mejores vinos dialogan con la vida de las personas.

Regala enoturismo por el Día del Padre

Maestro y aprendiz

Hay un dicho del refranero popular que, seguramente, alguna vez has oído en boca de tu progenitor: «¿a un padre le vas a enseñar a hacer hijos?». Una forma rotundamente gráfica que tienen los padres de decirle a sus hijos que no les van a dar lecciones de cómo funciona la vida, que en eso ellos llevan bastantes años de ventaja.

Sin embargo, cuando vamos madurando, aprendemos cosas que, quizás, nuestros padres no sepan. Y la relación entre maestro y aprendiz se equilibra. De un padre se aprenden cosas a lo largo de toda la vida, pero los hijos también pueden aportar muchos conocimientos a los padres.

En Pazo Baión hemos diseñado una experiencia especial para que padre e hijo puedan aprender y descubrir juntos cosas que quizás no sepan sobre una elaboración milenaria como el vino.

El plan de enoturismo Microuniverso Pazo Baión incluye un recorrido por una propiedad centenaria, una visita guiada a la bodega donde el equipo de enólogos elabora nuestros albariños de pago y una cata final en la que las dos personas podrán disfrutar de dos de ellos.

Pero vayamos paso a paso.

Finca, bodega y cata

Antes de nada, el obsequiado y su acompañante descubrirán una finca única, en las que los interminables viñedos rodean al imponente pazo, dotándolo de un encanto mágico. Un paisaje dónde naturaleza e historia se fusionan. Un paseo de ensueño para llenar los pulmones de aire fresco y descubrir un pasado fascinante.

La segunda parada de este viaje sideral (y vitivinícola) por el universo de Pazo Baión es la moderna bodega instalada en las antiguas vaquerías de la finca. Las instalaciones dónde las uvas se transforman en elaboraciones especiales, enriquecidas por múltiples aromas. Un curso acelerado por los procesos de fermentación y crianza de albariños con cinco siglos de historia.

Este plan de enoturismo para regalar por el Día del Padre, pero que se puede disfrutar en cualquier momento del año, termina de una forma muy especial: con una cata guiada.

En este punto las dos vertientes del regalo, la botella de Vides de Fontán y la visita a la finca y la bodega, convergen. Puesto que los dos visitantes podrán volver a degustar este premiado vino, junto al buque insignia de la bodega, Pazo Baión, pero con una gran diferencia, un experto los acompañará por un viaje sensorial desde el suelo donde crecen las vides hasta su paladar.

Descubrirán, así, todas las claves de estos sensacionales albariños de pago. Y cómo a través de sus aromas y sabor se puede rastrear toda su historia.

Padre no hay más que uno, por eso se merecen ser obsequiados, por el Día del Padre, con un regalo único, perfecto para los amantes del vino. Un obsequio que quedará guardado en el álbum familiar de los recuerdos compartidos.

Compartir

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Deja una respuesta

Pazo Baión

Últimas noticias