Un menú ligero y sencillo para brindar en Navidad con Pazo Baión

Añade frescor a un menú ligero de Navidad con una deliciosa mousse de lima

La Navidad ya está aquí. Basta con salir a la calle y ver las calles iluminadas, contemplar los escaparates inundados de rojo y escuchar villancicos por todas partes. A menos de 10 días para Nochebuena, la mayoría estamos esperando con ansias los encuentros familiares… pero también con cierta inquietud. Las conversaciones, risas y delicias culinarias dan paso al empacho y a unos cuantos kilos de más si ingerimos comidas y cenas demasiado pesadas. Para evitarlo, podemos deleitar a nuestros seres queridos con un menú ligero y sencillo de preparar que llenará de felicidad sus estómagos y almas, sin dejarles negativas secuelas.

Para muchas personas la temporada navideña es sinónimo de comida a raudales. Cenas en las que una sucesión interminable de platos se van agolpando delante de nuestros ojos… y en el interior de nuestros organismos. Sin embargo, esto ha ido cambiando en los últimos años. La mayoría de personas han asumido que lo importante no es la cantidad, sino la calidad de lo que comen. Un menú ligero puede ser mucho más delicioso, elegante y reconfortante que otro copioso y excesivo.

Por ello, en Pazo Baión hemos diseñado un menú ligero y sencillo de elaborar compuesto por cuatro platos en los que brillan las materias primas, los productos de temporada y el maridaje: nuestros tres Rías Baixas.

Abre la aplicación de notas de tu móvil o coge papel y bolígrafo, este menú ligero para brindar en Navidad con Pazo Baión y tus seres queridos hará brillar con luz propia tus comidas y cenas.

Queso y nueces son un combo excelente para arrancar un menú ligero navideño

Paté de queso do Cebreiro, nueces y manzana maridado con Gran a Gran

A lo largo de este mes, las zonas de charcutería y embutidos de los supermercados se llenan de patés. Los hay de todo tipo y condición. Elaborados a partir de carnes, frutos, lácteos… El paté es, sin duda alguna, un producto típicamente navideño, así que no se nos ocurre una mejor forma de arrancar nuestro menú ligero para triunfar en estas fiestas que elaborando un sencillísimo paté casero. Para ello vamos a usar un producto gallego de fama mundial, el delicioso queso do Cebreiro y dos productos de temporada: la manzana y la nuez.

Ingredientes
Una tarrina de queso de untar
Un trozo generoso de queso do Cebreiro
Una manzana
200 gramos de nueces picadas

Elaboración

La elaboración de este plato no puede ser más fácil. En primer lugar hay que juntar el queso de untar con el queso do Cebreiro. Para ello, basta con armarse de un tenedor y de paciencia e ir mezclándolos poco a poco hasta conseguir una masa homogénea. Acto seguido se incorporan las nueces bien picadas y la manzana cortada, también, en trocitos pequeños. Se unifican todos los ingredientes y el plato queda preparado. Así de simple. Si quieres embellecer y engalanar este sencillo plato puedes coronar el paté con unas nueces enteras.

¿Qué queda? Devorarlo acompañado de Gran a Gran, nuestro vino semiseco, el acompañante perfecto para los más deliciosos patés, cuyas notas amieladas y confitadas maridan a la perfección con el sabor de un queso con tanta personalidad como el Cebreiro.

Las navajas son uno de los platos estrella de nuestro menú ligero para las cenas y comidas de Navidad

Navajas a la plancha maridadas con Pazo Baión

En un menú ligero para Navidad no podía faltar, obviamente, una muestra de los exquisitos frutos del mar gallegos. Más si tenemos en cuenta que Pazo Baión se encuentra a escasos kilómetros de la ría de Arousa, conocida popularmente como la despensa marina de Europa.

A la hora de diseñar nuestro menú ligero hemos optado por una materia prima que brilla con luz poca y necesita poco esfuerzo a la hora de elaborar el plato: las navajas. Este clásico de nuestra gastronomía hará las delicias de tus invitados y, además, te consumirá muy poco esfuerzo.

Ingredientes
Medio kilo de navajas
Un diente de ajo
Perejil
Medio limón
Aceite de oliva extra
Sal gorda

Elaboración

El paso más importante a la hora de elaborar este plato de nuestro menú ligero para Navidad es el primero de todos ellos: limpiar bien las navajas. Por desgracia, casi todos nos hemos encontrado alguna vez con restos de arena en algún molusco y sabemos que es una sensación poco agradable que lastrada el disfrute de cualquier delicatessen del mar. De ahí que sea tan importante asegurarnos de que nuestras navajas están bien limpias. Para ello es recomendable colocarlas de forma vertical en un recipiente lleno de agua y con sal gorda durante tres horas, cambiando el agua por una nueva a cada hora.

Al terminar esta operación, debemos pasarlas por agua y limpiarlas con esmero, para confirmar que no queda ningún resto o impureza y eliminar el exceso de sal que pudo provocar el paso anterior. A partir de aquí todo será coser y cantar.

En primer lugar tendrás que limpiar el perejil y cortarlo muy fino. Asimismo debes picar el ajo en finas rodajas. Una vez que hayas acometido estas sencillas acciones será el momento de cocinar las navajas. Dispón una plancha, vierte el aceite de oliva y dora el ajo durante un par de minutos acompañado de la sal.

Acto seguido añade las navajas, espera a que se abran y, a continuación, colócalas de tal forma que la carne quede en contacto con la superficie calorífica durante un minuto. Al terminar, dales la vuelta, rehógalas con aceite y el zumo de medio limón, deja que se cocinen otro medio minuto en esta posición, apaga el fuego y distribuye el perejil por encima. Te prometemos que olerán y sabrán de lujo.

Este plato se convertirá en una experiencia culinaria sublime si lo maridas con nuestro Pazo Baión, el acompañante perfecto para los mejores frutos del mar. Un vino que destaca por su intenso perfume varietal y un sensacional desarrollo en boca.

El capón al horno marida a la perfección con Vides de Fontán y brilla con luz propia en nuestro menú ligero

Capón al horno maridado con Vides de Fontán

Las aves de corral son uno de los productos más importantes de nuestra gastronomía. Un auténtico clásico que sirve para preparar los más tiernos guisos o para protagonizar sorprendentes asados. La Navidad es la ocasión perfecta para juntar a la familia y aprovechar la ocasión para asacar un capón. Para ello necesitaremos, básicamente, la mejor materia prima, un horno y paciencia.

Ingredientes
Un capón
Cuatro patatas
Aceite oliva extra
Dos dientes de ajo
Dos naranjas o dos limones
Una copa de brandy
Romero, tomillo y orégano al gusto
Sal y pimienta

Elaboración

En primer lugar tenemos que preparar el adobo del capón. Para ello, machacamos los ajos y los mezclamos con las especias, un chorro generoso de aceite, la sal, la pimienta y el zumo de naranja o limón. Una vez que tenemos esta preparación terminada, procedemos a untar al capón, que previamente debe estar bien limpio, con ella.

Precalentamos el horno a 180º, colocamos al capón en una bandeja y la metemos en su interior. Después, echamos el brandy por encima del capón y dejamos que se cocine a lo largo de tres horas. Cada media hora o tres cuartos de hora debemos abrir el horno y rociar al pollo con el propio jugo que vaya soltando, con el objetivo de evitar que se seque durante la cocción. A la hora y media podemos introducir las patatas en la bandeja, previamente cortadas en rodajas.

Cuando falten 15 minutos para que termine el tiempo de horneado podemos subir el capón dentro del horno, volverlo a bañar en su jugo y activar el grill para lograr que la piel quede tan brillante como en la fotografía.

Una vez que hayamos sacado el capón del horno solo nos quedará efectuar un último paso antes de servir esta deliciosa carne de nuestro menú ligero navideño: convertir su jugo en una sensacional salsa. Para ello, recogeremos todo el caldo de la bandeja, separaremos una pequeña cantidad y el resto la verteremos en una sartén y la ponemos al fuego. En el caldo que hemos dejado aparte añadiremos una cucharada de maicena y la disolveremos. A continuación, incorporaremos también esta mezcla a la sartén y removeremos hasta que adquiera la textura de salsa. Cuando lo hayas conseguido, apaga el fuego y viértela en una salsera, para que tus seres queridos puedan acompañar el capón con esta maravillosa salsa.

¿Cuál es el paso final? Servir el capón y abrir una botella de Vides de Fontán, un Rías Baixas cuyo proceso de crianza se extiende a lo largo de tres años y que sobresale en el Olimpo vinícola por sus notas especiadas y ahumadas que lo convierten en el mejor maridaje para carnes blancas como el capón al horno de nuestro menú ligero navideño.

Mousse de lima maridada con Gran a Gran

Después de los tres primeros manjares de nuestro menú ligero, llega el turno de un postre que no solo va a endulzar los paladares de tu familia y amigos, sino que también los va a refrescar: una mousse de lima.

La mousse es un postre fascinante en el que tan importante es el sabor como la textura. Un plato que hace las delicias de los más pequeños de la casa, pero también de los más mayores. Una alternativa perfecta a los dulces típicos de Navidad y la mejor manera de terminar un menú ligero y evitar el empacho.

Ingredientes
Dos limones y dos limas
Medio kilo de yogurt griego 
250 gramos de leche condensada
Medio litro de nata líquida para montar
Azúcar

Preparación

El primer paso consiste en exprimir los limones y la limas y rallar éstas últimas. A continuación, procede a montar la nata, para ello debes batir de forma constante la nata líquida con un poco de azúcar, hasta que adquiera la consistencia de la nata montada. Una vez que lo hayas logrado, vierte la leche condensada, el yogurt, el zumo y la mitad de la rayadura de lima. Mézclalo todo hasta conseguir que el resultado sea homogéneo.

A partir de aquí solo te quedará incorporar lentamente la nata, teniendo mucho cuidado para que no se baje. Para ello te recomendamos usar movimientos envolventes y tener delicadez. Cuando todo esté plenamente integrado ya solo tendrás que verte la mezcla en unos recipientes bonitos, adornar con un el resto de la rayadura de lima, dándole un divertido toque verde al postre de nuestro menú ligero para Navidad y meter la mousse en la nevera hasta la hora de servirla.

Y ya está, hasta aquí tu labor como chef de este menú ligero para conseguir que la Navidad no nos empache pero sí nos obsequie con buenos sentimientos y delicias culinarias. Coge una botella de Gran a Gran llena las copas de todos tus invitados, disfrutad juntos de este refrescante postre, charlad, rememorad, reíd y brindad por el año que llega a su fin y porque 2023 llegue plagado de buenas noticias.

¡En Pazo Baión también brindaremos a vuestra salud!

Compartir

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Deja una respuesta

Accede a ofertas exclusivas

Suscríbete a nuestra comunidad

Nuestras redes sociales

Noticias más vistas

Pazo Baión

Últimas noticias